Gestión y control de la miopía

La miopía es un problema refractivo del ojo en el cual los objetos lejanos se ven borrosos ya que la imagen se forma delante de la retina. Esto se puede producir por un incremento de la longitud axial ( ojo más grande de lo normal ) o por un exceso de potencia del sistema córnea – cristalino . Por el contrario, los miopes suelen ver los objetos cercanos nítidos.

La miopía es una condición ocular que hace aparición a partir de los 5-6 años y no deja de crecer hasta pasados los 17 años. Su desarrollo y progresión es multifactorial:

  • Factores genéticos ( si algún progenitor es miope hay un 31% de probabilidad que el hijo sea también miope, si ambos progenitores son miopes la probabilidad aumenta hasta el 46% )
  • Género: Las niñas tienen mayor tasa de progresión que los niños.
  • Etnia: la raza asiática tienen son más miopes que los caucásicos.
  • Factores ambientales (actividades en visión de cerca,  tiempo al aire libre, ejercicio físico o tiempo de exposición a la luz natural, entorno urbano, factores dietéticos , nivel sociocultural y actividad académica).
  • Tener un retraso ( lag ) acomodativo elevado. Esto haría que en trabajos de cerca  la imagen que llegue a retina sea borrosa durante algún tiempo , interpretándose como una señal que estimula el crecimiento o la longitud axial, progresando la miopía.

Una vez hace su debut la miopía juvenil a los 5-6 años , ésta va en aumento con el desarrollo del niñ@ alrededor de 0.10mm ó 0.25dp por año en los casos normales y más de 0.20mm ó 0.50dp por año en los casos más rápidos.

Alrededor del  33% de la población mundial es miope actualmente. Aunque la futura tasa de prevalencia es aún más alarmante: las previsiones indican que un 50% de la población mundial será miope en 2050.

Figura 1.Número de miopes y prevalencia de miopía en el mundo entre el año 2000 y el 2050 (Holden et al.Global Prevalence of Myopia and Temporal Trends from 2000 through 2050.Ophthalmology. May 2016).

Se distinguen varios tipos de miopías , se considera simple cuando es inferior a 6 dioptrías y magna o patológica cuando la graduación del paciente supera 6 dioptrías o más de 26mm de longitud axial . El problema de la miopía elevada es que provoca que aumenten las probabilidades de padecer patologías oculares como son las maculopatias, desprendimientos de retina, cataratas, glaucomas, debido al exceso de longitud axial del ojo.  Esto puede dar lugar a complicaciones oculares que pueden ocasionar ceguera independientemente  de la cantidad de miopía.

Figura 2. Riesgos de padecer complicaciones oculares según la cantidad de miopía.

Se han desarrollado a lo largo de los últimos años diferentes estrategias para controlar su ralentización:

  • Hipocorrección de la miopía. La miopía progresa hasta 0.15 dioptrías más que los que llevan la graduación completa. Con lo cual es un tratamiento ineficaz.
  • La adaptación de lentes de contacto RGP no ha demostrado un cambio significativo en ralentizar la progresión de la miopía.
  • El uso de gafas progresivas o bifocales en niños no ha demostrado un efecto significativo que beneficie al control de la miopía.
  • Pasar el tiempo al aire libre es efectivo para evitar la aparición de la miopía pero no su progresión.
    Según los estudios del colegio de optometristas de la Universidad Estatal de Ohio, la luz solar estimula la producción de dopamina, un neurotransmisor que bloquea el alargamiento del ojo durante su desarrollo. Por lo tanto, pasar más de 2 horas al día con luz solar al aire libre ayudaría a bloquear el alargamiento del globo ocular durante su crecimiento.

Todas estas estrategias muestran un resultado ineficaz o mínimo. Las únicas estrategias que han demostrado, según evidencia científica , ralentizar la progresión de la miopía son :

  • La atropina  (tratamiento farmacológico antagonista muscarínico extraído de la belladona y otras plantas ). Siguen saliendo estudios donde evalúan que concentración es la más efectiva y segura para el control de la progresión en niños (ATOM o Atropine for the Treatment Of Myopia)
  • Lentes de ortoqueratología nocturna 
  • Lentes de contacto blandas de desenfoque periférico
  • Lentes oftálmicas de reciente aparición ( Miyosmart, Stellest y Superkid Miofocal )

En Óptica Ruiz, ofrecemos entre otros servicios, el control y seguimiento de la progresión de la miopía.  Una vez debuta la miopía , se debe monitorizar su progresión en cuanto a dioptrías y a longitud axial cada 6 meses , para decidir en cooperación con el oftalmólogo que tratamiento es el más indicado para ralentizar sus progresión.

Si quieres más información de los tratamientos para ralentizar la progresión de la miopía  no dudes en llamar al 950 557 182 o escribirnos por whatsapp al 625 225 503.